logo

Paseo por Cueto

Hoy es uno de esos días en los que llego a casa satisfecha.

Por la mañana he visto con Dani los últimos detalles de la segunda edición de la Semana Inusual de la Música (SIM!), que promete mucho. Ya aviso: ¡Estad atentos a la última semana de marzo! Después con Ernesto hablando de lo que debemos hacer para que Santander explote todo su potencial cultural, que es muchísimo.

Y luego he dado un paseo por Cueto, mi pueblo, con unos compañeros. Primera parada en casa de mi amigo Pepe Roca, luego donde Paco y hemos acabado en El Trébol para degustar su comida casera: raviolis, huevos con jamón, natillas y café. Igual que en casa y por 7 euros. El próximo día la misma ruta, pero al revés.

Día de luz, sol, calor… y en todos los sitios muy presentes las fotos del Puente del Diablo, una de las imágenes más identificativas del pueblo.¿Qué vecino de Cueto no tiene las imágenes del Puente del Diablo vinculadas a recuerdos imborrables?

La tarde promete, con Andrés y preparando la maleta para ir a la Convención Municipal de Sevilla. Me espera un fin de semana emocionante y de mucho trabajo.

Lo dicho, me ha encantado comer en Cueto, y es algo que repetiré por más pueblos y barrios de la ciudad, para seguir escuchando y conversando de lo cotidiano y de todas las cosas que se pueden hacer en Santander.

En la mesa, además de Carlos Rufino, secretario general del Distrito Nordeste-Cueto-Monte y Javi López, secretario de política municipal, estaban también Alicia Muñoz y Pedro Casares, números 4 y 6 de mi candidatura al Ayuntamiento de Santander, aunque a ellos no se les vea en la foto, que como veis es igual de casera que la comida.

Continue Reading →